Llevo tanto tiempo rota

que no sé si sabré poner las piezas en su lugar,

o si encontraré todos los trozos del puzzle

que está hecho trizas,

como si fuese una playa destruida

tras una noche de tormenta,

de líneas serpenteantes en la arena

y conchas salpicando una orilla herida.

Soy piezas sin puzzle

y puzzle sin piezas.

Anuncios